Por qué la contaminación por plásticos no debe distraernos de otros retos ambientales

  • Distractores

Para este momento, la mayoría de nosotros hemos escuchado que el uso de plásticos es un gran tema para el medio ambiente. Parcialmente alimentado por el éxito de la Serie Blue Planet II de la BCC, la gente está más consciente que nunca sobre los peligros que la contaminación por plástico tiene en la vida salvaje – así como el impacto que tiene en la salud de los seres humanos – con industrias que prometen fondos económicos para combatir el problema.

Los plásticos de un solo uso se encuentran muy alto en la agenda - con mucha gente tratando de hacer su parte para reducir su uso. Pero, ¿y si todo esto sólo resulta una distracción conveniente de algunos de los problemas ambientales más serios? En nuestro nuevo artículo en la publicación Marine Policy sostenemos que la contaminación por plástico - o más precisamente, la respuesta de los gobiernos y de la industria para tratar la contaminación por plástico - proporciona una “verdad cómoda” que distrae de enfrentar amenazas ambientales reales como el cambio climático.

Sí, sabemos que el plástico puede enredarse en las aves, los peces y los mamíferos marinos - que pueden morirse de hambre después de llenar su estómago de plásticos, pero aún no existen estudios concluyentes sobre los efectos de la contaminación por plásticos en la población. Los estudios sobre los efectos tóxicos, especialmente en los humanos, comúnmente se exageran. Algunas investigaciones muestran, por ejemplo, que el plástico no es una amenaza tan grande para los océanos como el cambio climático y la pesca excesiva.

¿De solución fácil?

Adoptar una postura en contra del plástico - llevando tazas reutilizables de café, o comiendo en cadenas de restaurantes donde sólo usen popotes de papel - es la clásica respuesta neoliberal. Los consumidores dirigen los mercados y entonces, las decisiones de los consumidores crearán un cambio en la industria. 

Productos alternativos pueden, con frecuencia, tener problemas ambientales diferentes pero igualmente preocupantes.Y los beneficios de estos cambios a pequeña escala impulsados por los consumidores generalmente son pocos. Por ejemplo, los focos ahorradores - en la práctica, se ha demostrado que su uso tiene muy bajo impacto en la huella total de carbono de una persona.

Pero al hacer estos pequeños cambios, el plástico sigue pareciendo un tema del que podemos hacernos cargo. El Ocean Cleanup (Limpieza del Océano) – que busca colar el plástico fuera del océano - es el clásico ejemplo. A pesar de las reservas de muchos científicos respecto al proyecto y sus recientes intentos fallidos de recolectar plástico el proyecto sigue siendo atractivo para muchos ya que nos permite atacar el problema sin hacer ningún cambio mayor en nuestro estilo de vida.

El verdadero problema

No quiere decir que la contaminación por plástico no sea un problema, sino que existen problemas mucho más grandes que enfrenta el mundo en el que vivimos - específicamente el cambio climático. 

En octubre del año pasado, el Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPCC por su siglas en inglés) presentó un reporte con detalles sobre la acción drástica que se requiere para limitar el calentamiento global a 1.5˚C. Muchas noticias se concentraron en lo que podían hacer las personas para reducir su huella de carbono – aunque algunos artículos también indicaron la necesidad de acción colectiva.

A pesar de la importancia de este mensaje, las noticias ambientales se han concentrado principalmente en temas sobre la contaminación por plástico. Así que no sorprende que muchas personas piensen que los plásticos en el océano son la más seria amenaza ambiental para el planeta. Pero no es así. En 2009 se introdujo el concepto de límites planetarios para indicar los límites seguros de operación de la Tierra de varias amenazas ambientales. 

img articulo distractores

Límites planetarios. El círculo verde indica el área de segura de operación. Tres límites están, por mucho, sobrepasados.
Imagen: Felix Mueller/Wikimedia Commons, CC BY-SA

Se mostró que tres límites ya se sobrepasaron: pérdida de biodiversidad, flujos de nitrógeno y cambio climático. Cambio climático y pérdida de biodiversidad también se consideran como los límites planetarios centrales, lo que significa que si se exceden por un tiempo prolongado pueden hacer que el planeta entre en un estado nuevo, menos hospitalario, y estable. 

Estos “peligros claros y presentes” del cambio climático y la pérdida de biodiversidad podrían mermar la capacidad de nuestro planeta de mantener más de siete mil millones de personas - junto con la pérdida de hogares, fuentes de alimento y los modos de ganarse la vida. Podría conducir a disrupciones importantes en nuestras formas de vida - al hacer que muchas áreas sean inhabitables debido a las crecientes temperaturas y la elevación de los niveles del mar. Estos cambios podrían comenzar a suceder en este mismo siglo.

Transformación del estilo de vida

Esto no es para distraer del hecho de que se han tomado algunas acciones importantes para ayudar ambientalmente al planeta al reducir la basura plástica. Pero es importante no olvidar la necesidad de cambios sistémicos a gran escala a nivel internacional para abarcar todas las preocupaciones ambientales.

Esto incluye soluciones más efectivas y a largo plazo al problema del plástico - pero también ampliar iniciativas más radicales a gran escala para reducir consumo, descarbonizar las economías e ir más allá del materialismo como la base de nuestro bienestar.

La atención debe estar en hacer más sostenible la manera en la que vivimos al cuestionar nuestros sobre consumistas estilos de vida que están en la base de los problemas más preocupantes como el cambio climático, más allá de una atención estrecha en opciones de consumo más sostenible - como comprar nuestro café para llevar en una taza reutilizable. Debemos reformar la manera en la que vivimos en vez de ajustar las decisiones que hacemos. Hay una estrecha ventana de oportunidad para enfrentar el reto crítico, en particular, del cambio climático. Y de no hacerlo podrían haber impactos sistémicos masivos en la capacidad de la Tierra de sostener la vida - particularmente la raza humana. Ahora no es el momento para distraerse con la cómoda verdad de la contaminación plástica, ya que las amenazas relativamente menores que presenta se eclipsan con las amenazas sistémicas del cambio climático.


Stafford, R., Jones, P. J., & Bournemouth University. (n.d.). Why plastic pollution shouldn't distract from other environmental challenges. Extraído de https://www.weforum.org/agenda/2019/02/climate-change-obsession-with-plastic-pollution-distracts-attention-from-bigger-environmental-challenges/